Conoces la salsa  CHAMOY?   Con toques ácidos y dulces que se complementan con un intenso sabor enchilado, el chamoy es una salsa mexicana hecha con fruta deshidratada.

Ésta se deriva de una tropicalización del umeboshi, un preparado japonés de ciruelas que se pinta con colorante rojo y sirve como salsa en los platillos.

En México, el chamoy es un dulce que se consume solo y resulta de mezclar ingredientes muy contrastantes que se combinan con frutas como el chabacano, mango, naranja o tamarindo, informa el investigador Ricardo Muñoz Zurita.

Es una preparación que conjuga chile, sal, azúcar, vinagre y agua; tradicionalmente se licua con chabacanos y se disfruta solo o con frituras, con frutas, con verduras, en raspados. Sin embargo, también puede ser una salsa para platillos hechos con carne de pollo o puerco, destaca Daniel Ovadía, chef propietario de Paxia.

El chamoy es un dulce cien por ciento mexicano que se consume en todos los estados del País.

¿SABÍAS QUE…?
El nombre que se le al chamoy no tiene un origen claro, se piensa que es una deformación de la palabra inglesa chamois (gamuza) que durante la Segunda Guerra Mundial se utilizaba para nombrar una golosina hecha con duraznos, chabacanos o albaricoques y hacía referencia a la piel de la fruta.

Fuente: Cristina Barros y Marco Buenrostro, investigadores.

Ya viste la ROSCA DE CHAMOY?

RECETA DE CHAMOY DE CHABACANO
Chamoy de chabacano*

Grado de dificultad: sencillo

INGREDIENTES

-2 tazas de chabacanos deshidratados
-1 taza de agua
-1 taza de vinagre
-1/4 de taza de jugo de limón
-Sal
-1 naranja
-Colorante rojo vegetal
-1/3 de taza de azúcar
-2 cucharadas de chile de árbol o piquín seco y molido
-Goma xantana**
*Puede ser de otras frutas y las cantidades dependerán del gusto de cada persona
**Puede ser maicena y sólo usar en caso de ser necesario espesar

PREPARACIÓN: 20 minutos más tiempo de reposo
1.- Un día antes deja la fruta marinando con agua, vinagre, jugo de limón y sal. Es importante que el líquido cubra por completo la fruta y que tenga la misma cantidad de agua y vinagre.
2.- Al día siguiente, añade el jugo de una naranja a la fruta y mezcla. Esto le da un sabor diferente al chamoy.

PASO 3
Antes de licuar, separa la fruta del líquido con un colador para poder controlar la consistencia.
4.- Coloca la fruta en la licuadora, junto con el azúcar y el colorante artificial, licua. Se puede omitir el colorante pero el rojo no será tan intenso.
5.- Agrega el chile junto con el líquido que soltó la fruta poco a poco. Muele una vez más. Añade un poco de goma xantana si se necesita.
6 Cuela la preparación para separar los residuos de la fruta y dejar una mezcla más lisa y homogénea. Ya hecho el chamoy se puede refrigerar hasta dos semanas.

Fuente: http://www.impre.com
Arisbeth Araujo / Agencia Reforma |